New York

03/25/2019

Mensaje del Secretario General con motivo del Día Internacional de Solidaridad con los Miembros del Personal Detenidos o Desaparecidos

Día tras día, acto tras acto, el personal de las Naciones Unidas trabaja sin descanso para ayudar a los más vulnerables, proteger el planeta y construir un mejor futuro para todos.

Por desgracia, cumplir esta misión vital entraña con frecuencia grandes peligros.

En 2018, 16 miembros del personal de las Naciones Unidas fueron secuestrados o raptados y en lo que va de 2019, se les sumó otro más. Por suerte, todos ellos han sido liberados. A día de hoy, hay
21 miembros del personal de la Organización detenidos o presos, cinco de ellos sin conocerse los cargos. Seguiremos haciendo todo lo que esté a nuestro alcance para conseguir que se ponga en libertad a nuestros compañeros.

En el Día Internacional de Solidaridad con los Miembros del Personal Detenidos o Desaparecidos, hago un llamamiento a todos los países para que respalden la Convención sobre la Seguridad del Personal de las Naciones Unidas y el Personal Asociado, de 1994, así como su Protocolo Facultativo, de 2005. Hasta la fecha, solo 95 países son parte en la Convención y solo 33 lo son en el Protocolo Facultativo.

Ya sea en sus países de origen o en el extranjero, los miembros del personal de las Naciones Unidas tienen una admirable vocación de servicio. Su seguridad debe ser nuestra prioridad. En este Día Internacional de Solidaridad, exhorto a los Estados Miembros y a la comunidad internacional a que refuercen su determinación de darles la protección que necesitan, de modo que puedan continuar su trabajo de paz y prosperidad para todos.