Un hombre y una mujer en uniforme frente a equipos industriales.
A nivel mundial, las mujeres ganan solo 77 centavos por cada dólar ganado por los hombres, lo que genera una desigualdad de ingresos de por vida entre hombres y mujeres.
Foto:OIT / Marcel Crozet.

Luchar por la igualdad salarial en el mercado laboral

El Día Internacional de la Igualdad Salarial, que se celebra por primera vez este 18 de septiembre, representa los esfuerzos constantes por conseguir la igualdad salarial por un trabajo de igual valor. Esta lucha se basa en el compromiso de las Naciones Unidas con los Derechos Humanos y contra todas las formas de discriminación, incluida la discriminación contra las mujeres y las niñas.

En todas las regiones, a las mujeres se les paga menos que a los hombres, con una brecha salarial de género estimada en un 23% a nivel mundial. La igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres y las niñas siguen estancados debido a la persistencia de desigualdades históricas y estructurales en las relaciones de poder entre mujeres y hombres. A su vez, las situaciones de pobreza acrecientan las desigualdades y desventajas en el acceso a recursos y oportunidades para las mujeres.

El progreso para reducir esa brecha ha sido lento. Si bien se ha respaldado ampliamente la igualdad de remuneración para hombres y mujeres, su aplicación en la práctica ha sido difícil.

Para garantizar que nadie se quede atrás, los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) abordan la necesidad de alcanzar la igualdad de género y el empoderamiento de todas las mujeres y niñas . Además, los ODS promueven el trabajo decente y el crecimiento económico mediante la búsqueda de empleo pleno y productivo y trabajo decente para todas las mujeres y hombres, incluidos los jóvenes y las personas con discapacidad, así como la equidad salarial por un trabajo de igual valor. La incorporación de una perspectiva de género es fundamental en la implementación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible .

Lograr la igualdad de remuneración es un hito importante para los derechos humanos y la igualdad de género. Se necesita el esfuerzo de toda la comunidad mundial y queda mucho trabajo por hacer. Las Naciones Unidas, junto con las agencias de ONU Mujeres y la Organización Internacional del Trabajo (OIT), invitan a los Estados Miembros y la sociedad civil, las organizaciones de mujeres y comunitarias y los grupos feministas, así como a las empresas y las organizaciones de trabajadores y empleadores, a promover una igual remuneración por un trabajo de igual valor y el empoderamiento económico de mujeres y niñas.

Coalición Internacional para la Igualdad Salarial

La Coalición Internacional para la Igualdad Salarial (EPIC por sus siglas en inglés) está dirigida por la OIT , ONU Mujeres y otros socios. El objetivo de la Coalición es lograr la igualdad de remuneración entre mujeres y hombres en todo el mundo. Al congregar a un conjunto diverso de actores con distintas áreas de interés y diferentes conocimientos técnicos, EPIC ayuda a los gobiernos, los empleadores, los trabajadores y sus organizaciones a que realicen progresos concretos y coordinados hacia la consecución de este objetivo. En la actualidad, EPIC es la única alianza de múltiples partes interesadas que se esfuerza por reducir la brecha salarial entre hombres y mujeres a escala mundial, regional y nacional.

¿Sabías que...?

  • Las mujeres ganan 77 centavos mientras que los hombres ganan un dólar ante un trabajo de igual valor. Dicha brecha salarial es aún mayor para las mujeres con hijos.
  • A este ritmo, se necesitarán 275 años para cerrar la brecha salarial de género a nivel mundial.
  • Las mujeres se concentran en trabajos peor remunerados y menos calificados, con mayor inseguridad laboral y una baja representación en los puestos de toma de decisiones.
  • Las mujeres realizan al menos dos veces y media más tareas domésticas y de cuidados no remunerados que los hombres.

Las mujeres y el futuro del trabajo

Las habilidades que se requieren para el trabajo están cambiando constantemente gracias a la revolución industrial 4.0 y el aprendizaje a lo largo de la vida es más importante que nunca. La tecnología y las industrias creativas son el futuro y las mujeres pueden liderar el progreso hacia el futuro.

 

Mujeres indígenas en la construcción

Como consecuencia de su exclusión y discriminación, las mujeres indígenas son a menudo las más pobres entre los pobres. Tienen más dificultades para lograr un empleo. En Bolivia, la OIT y sus asociados trabajan para promover sus derechos, fomentar su autonomía económica y ayudarles a alcanzar la justicia social.

Las brechas de género en Argentina

Las desigualdades entre varones y mujeres todavía persisten en el mundo del trabajo en Argentina. La participación en el empleo, la segregación ocupacional, el acceso a puestos jerárquico o la brecha salarial son algunos de los factores que marcan ese desequilibrio. Las mujeres ganan un 25 % menos que los varones.

Retrato de una mujer con unos hombres al fondo

La discriminación en el trabajo constituye una violación de un derecho humano elemental. En el caso de las mujeres, la discriminación se manifiesta particularmente en la remuneración. Una de las formas más importantes de resolver esta situación y de lograr la igualdad de género es promover la igualdad de remuneración. Explore esta InfoHistoria e infórmese sobre la igualdad de remuneración y el modo de conseguirla.

Una mujer con casco trabaja en construcción.

Lograr el empoderamiento económico de las mujeres requiere de un cambio transformador para compartir la prosperidad de forma equitativa, sin dejar a nadie atrás. La comunidad internacional ha asumido este compromiso en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Todas las mujeres deberían poder disfrutar de su derecho a un empleo decente. Como defensora mundial a favor de la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres, la pregunta que se hace ONU Mujeres es: ¿cómo conseguirlo?

Días Internacionales

Los Días Internacionales nos dan la oportunidad de sensibilizar al público en general sobre temas de gran interés, tales como los derechos humanos, el desarrollo sostenible o la salud. Al mismo tiempo, pretenden llamar la atención de los medios de comunicación y los Gobiernos para dar a conocer problemas sin resolver que precisan la puesta en marcha de medidas políticas concretas. Más información.