Dirección

El Departamento de Seguridad dirige y coordina el sistema de gestión de la seguridad de las Naciones Unidas

 

El Departamento de Seguridad dirige el sistema de gestión de la seguridad, que presta apoyo a 54 entidades de las Naciones Unidas y está representado a través de la Red Interinstitucional de Gestión de la Seguridad. 

 

El Departamento de Seguridad dirige y coordina las operaciones y las necesidades en materia de seguridad 

Dada la naturaleza de nuestra labor y el difícil entorno de seguridad en que operan las Naciones Unidas, es esencial contar con un mecanismo sólido de dirección y coordinación para que los programas se puedan ejecutar en condiciones de seguridad. El Departamento de Seguridad proporciona asesoramiento y capacidad esenciales para la adopción rápida de decisiones relacionadas con las políticas y el funcionamiento del sistema de gestión de la seguridad a los miembros del sistema y a los funcionarios y altos mandos de las Naciones Unidas, merced, entre otras cosas, a la función directiva del Departamento en el Grupo de Operaciones en Situaciones de Crisis y el Grupo Ejecutivo sobre Seguridad. 

 

Sobre el terreno 

Sobre el terreno, el Departamento de Seguridad de las Naciones Unidas coordina todo lo necesario para que el personal de las Naciones Unidas pueda cumplir el mandato de la Organización de manera segura, ya se trate de formación, evaluación de los programas en apoyo del proceso de gestión de los riesgos de seguridad, preparación de presupuestos o logística de seguridad.

 

Capacitación 

Desde la presidencia del Grupo de Trabajo Interinstitucional sobre Capacitación en Asuntos de Seguridad, promovemos la cooperación entre los programas de formación en materia de seguridad de las distintas instituciones y fomentamos su uniformidad. Nuestro objetivo es llegar a todo el personal reduciendo al mismo tiempo los costos y plazos para todo el sistema de las Naciones Unidas. Para ello hemos creado un modelo de aprendizaje basado en las competencias para los programas de seguridad. 

 

Comunicación con el Gobierno del país receptor 

La responsabilidad primordial respecto de la seguridad y protección del personal de las Naciones Unidas corresponde al Gobierno receptor. El Departamento de Seguridad dirige la colaboración con el Gobierno receptor en materia de seguridad en todo lo relacionado con el sistema de gestión de la seguridad, y refuerza su capacidad para cumplir estas obligaciones. Esto significa que el Departamento de Seguridad se comunica con la policía, el ejército y el Ministerio de Relaciones Exteriores (o similar) del Gobierno receptor para facilitar la cooperación y el cumplimiento de los requisitos y garantizar que se preste apoyo en materia de seguridad al personal de las Naciones Unidas sobre el terreno en tiempos de crisis. 

 

Respuesta a las crisis 

Cuando se producen crisis relacionadas con la seguridad, el Departamento dirige y coordina la respuesta y otras medidas de apoyo operacional de emergencia, lo cual incluye garantizar comunicaciones y vigilancia las 24 horas del día y supervisar los mecanismos de respuesta rápida, el despliegue de asesores especializados en situaciones de tensión por incidentes críticos y el apoyo que se presta al Centro de Crisis y Operaciones de las Naciones Unidas. 

 

El sistema de gestión de la seguridad de las Naciones Unidas, un enfoque integral de la seguridad 

El objetivo del  sistema de gestión  de la seguridad  es contar con un enfoque coordinado de la  seguridad y  posibilitar la  realización de  actividades de las  Naciones Unidas,  al tiempo que se  garantiza la  seguridad y el  bienestar del  personal, los  locales y los  bienes de las  Naciones Unidas.  El sistema abarca  todos los departamentos y oficinas de las Naciones Unidas, así como sus organismos, fondos y programas, y cuatro organizaciones internacionales (el Banco Asiático de Desarrollo, el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo, la Corte Penal Internacional y la Organización Internacional para las Migraciones) que han firmado un memorando de entendimiento con las Naciones Unidas, representadas por el Departamento de Seguridad. El sistema de gestión de la seguridad está integrado por 54 entidades, cuya representación se garantiza por medio de la Red Interinstitucional de Gestión de la Seguridad. El Departamento de Seguridad proporciona asesoramiento y orientación estratégicos al sistema de gestión de la seguridad sobre distintos asuntos multidisciplinarios que tienen repercusiones de seguridad. 

 

 

Salvar Vidas Entre Todos: un marco de cooperación con las ONG internacionales 

La iniciativa Salvar Vidas Entre Todos surgió como una forma de reconocer que las organizaciones que integran el sistema de gestión de la seguridad, las organizaciones no gubernamentales internacionales y las organizaciones intergubernamentales se enfrentan a problemas de seguridad parecidos cuando trabajan en entornos inestables. Se constituyó con objeto de servir de marco para mejorar la colaboración en torno a problemas comunes de seguridad y la prestación de asistencia humanitaria y para el desarrollo en condiciones de seguridad. 

La iniciativa reúne una serie de recomendaciones para optimizar la colaboración en materia de seguridad entre las organizaciones del sistema de gestión de la seguridad, las ONG internacionales y las organizaciones intergubernamentales. Reconoce las amenazas a la seguridad que experimentan todas estas organizaciones y la importancia de colaborar en pro de la seguridad en la prestación de asistencia humanitaria y para el desarrollo. 

El objetivo de la iniciativa es potenciar la capacidad de las organizaciones asociadas para adoptar decisiones fundamentadas, gestionar los riesgos y poner en práctica arreglos de seguridad eficaces para posibilitar la prestación de asistencia, aumentar la seguridad del personal y afianzar la continuidad de las operaciones. 

Aunque se trata de un compromiso voluntario que asumen las organizaciones asociadas, su éxito y eficacia dependen de que todas las organizaciones participantes colaboren con el objetivo común de mejorar la seguridad del personal y de las operaciones. Por consiguiente, las organizaciones interesadas en asociarse al sistema se tienen que comprometer a adoptar y aplicar eficazmente los principios, objetivos y arreglos del marco. 

Para ello, las organizaciones asociadas se comprometen a: 

  • Establecer acuerdos de colaboración en materia de seguridad 

  • Intercambiar la información de seguridad pertinente 

  • Cooperar en la capacitación en materia de seguridad 

  • Cooperar en los arreglos operacionales y logísticos relacionados con la seguridad, cuando sea viable 

  • Determinar los recursos necesarios para mejorar la coordinación en materia de seguridad entre las Naciones Unidas, las organizaciones no gubernamentales internacionales y las organizaciones intergubernamentales, y abogar por su financiación 

  • Celebrar consultas sobre las normas básicas para la acción humanitaria 

Se reconoce que las organizaciones asociadas perciben y evalúan las amenazas y las vulnerabilidades de manera diferente, aceptan distintos niveles de riesgo y aplican las disposiciones de seguridad que consideran indicadas para su organización y las condiciones en que operan. El marco tiene por objeto perfeccionar y complementar los sistemas de gestión de los riesgos de seguridad de las de organizaciones asociadas y las disposiciones conexas, no sustituirlos. 

 

Integración 

Antes de 2005, los servicios de seguridad para el personal de la Secretaría de las Naciones Unidas y las operaciones de la Organización estaban a cargo de varias entidades: la Oficina del Coordinador de Asuntos de Seguridad de las Naciones Unidas, los Servicios de Seguridad y los elementos de seguridad integrados en las misiones de mantenimiento de la paz y las misiones políticas especiales, conocidos como secciones de seguridad de las misiones. 

Al crearse el Departamento de Seguridad de las Naciones Unidas en 2005, se fusionaron la Oficina del Coordinador y los Servicios de Seguridad, pero los elementos de seguridad integrados en las operaciones de mantenimiento de la paz y las misiones políticas especiales se mantuvieron separados, pese a que seguían sufriendo problemas similares al operar en medios idénticos y con escasos recursos. Aunque estas entidades se coordinaban y cooperaban bastante en cuestiones de seguridad, seguía habiendo zonas de superposición, duplicaciones, ineficiencia y confusión. 

Desde entonces, la Secretaría de las Naciones Unidas ha centrado la atención en el uso más eficaz del personal de seguridad, por ejemplo mediante la integración del Departamento de Seguridad de las Naciones Unidas y el personal de seguridad de las misiones sobre el terreno. El Departamento de Seguridad ha adoptado medidas para integrar esos diversos elementos de los servicios de seguridad a través del Proyecto de Integración de la Seguridad de la Secretaría de las Naciones Unidas. Este proyecto se ocupa de las dificultades financieras, de gestión y de recursos humanos que conlleva la integración, y aspira a lograr la máxima eficacia en la prestación de servicios de seguridad coordinando mejor los recursos y los equipos humanos que la Secretaría destina a la seguridad. 

En última instancia, lo que se pretende lograr con el proyecto es que un solo departamento de la Secretaría, el Departamento de Seguridad de las Naciones Unidas, proporcione eficazmente: 

  • Los servicios profesionales de seguridad necesarios para que se puedan ejecutar los programas y actividades de las Naciones Unidas en todo el mundo, teniendo en cuenta el carácter cambiante del entorno actual 

  • La dirección, gestión y coordinación de los recursos de seguridad 

  • Un equipo humano profesional, móvil y flexible a nivel mundial que reúna los conocimientos, las aptitudes y la experiencia que se necesitan. 

Para lograr ese objetivo, en diciembre de 2016 el Secretario General confirió al Departamento de Seguridad las atribuciones necesarias para llevar a efecto la integración, incluidos los arreglos financieros, de gestión y de recursos humanos. Mientras tanto, el Departamento sigue colaborando estrechamente con los departamentos pertinentes para lograr el objetivo final.