La Universidad Técnica Nacional Ternopil Ivan Puluj (Ucrania), una institución miembro de la iniciativa Impacto Académico de las Naciones Unidas (UNAI, por sus siglas en inglés), inauguró recientemente el Laboratorio 'FabLab' como parte integral del Centro de Innovación Educativa y Científica para las Tecnologías 3D, en el marco del proyecto europero Erasmus +. El objetivo del proyecto 'FabLab' es crear las condiciones indispensables para el desarrollo de la innovación y la creatividad en el ámbito de la ingeniería al tiempo que se mejoran las condiciones de empleabilidad de los estudiantes, a través de la interacción entre la propia universidad y los sectores tanto industrial como de negocios.

Para esta institución, 'FabLab' es sin duda alguna una componente esencial de la infraestructura de innovación en el recinto universitario y esperamos su aplicación activa para crear prototipos, imprimir en 3D y potenciar las tecnologías 3D en el proceso educativo de todas las especialidades, particularmente en ingeniería, dice Petro Yasniy, Rector de la universidad. El Centro ha sido diseñado con el propósito específico de buscar soluciones prácticas, estimulando el emprendimiento juvenil y mejorar la calidad de los especialistas formadores, los estudiantes, los postgraduados y la juventud creativa de la institución.

La solución inventiva de problemas así como el diseño automatizado son dos de las muchas áreas en las 'FabLab' es particularmente útil en la actualidad. Está equipado con impresoras 3D, máquinas láser y frasadoras con control numérico, 'scanner' 3D y estaciones de computadoras que conforman el sistema automatizado de preparación tecnológica de producción sobre la base de paquetes informáticos modelos, junto a 'kits' de elaboración electrónica de prototipos. Comúnmente, este tipo innovador de laboratorio tiene herramientas flexibles controladas por computadora que cubren diferentes escalas de extensión y materiales de distinta naturaleza.

El concepto de 'FabLab', que se centra en la idea de la producción digital personalizada y el empoderamiento por medio del uso de talleres de pequeña escala, se inventó hace dos décadas. Desde entonces, la idea del 'FabLab' se ha extendido por todo el mundo, ganando popularidad en muchos países, en algunos de los cuales recibe el nombre de laboratorios abiertos. Estos espacios abiertos creados por varias comunidades, se unen sobre la base de valores comunes y conocimiento compartido, acompañados por un rápido desarrollo  de las últimas tecnologías de manufactura de tipo digital, que están siendo implementadas de forma sumamente activa.