La bandera de las Naciones Unidas ondea en Juba (Sudán del Sur) durante una celebración del Día Internacional del Personal de Paz de la ONU. Foto ONU/J. C. McIlwaine.

Consejos sobre los viajes durante la COVID-19

Para el personal de las Naciones Unidas responsable de aprobar viajes a zonas en las que se ha producido una continua transmisión del COVID-19

  • La OMS desaconseja la aplicación de restricciones en los viajes y el comercio dirigido a aquellos países que están sufriendo brotes de COVID-19. Como medida de salud ocupacional, los Directores Médicos de la ONU recomiendan que, antes de aprobar los viajes oficiales, los directivos y/o el personal de la ONU realice una evaluación de los riesgos de estos viajes para evaluar su importancia, sopesando los riesgos que puedan comportar al viajero o a las reuniones celebradas en las zonas en las que se produzca una continua transmisión del COVID-19. En esta medida se incluyen los riesgos que plantean tanto las cuestiones médicas como la evolución de las restricciones de viajes/fronteras promulgadas por los Estados Partes. 
  • Aplace o evite el envío a las zonas afectadas de aquel personal de la ONU que pueda correr un mayor riesgo de padecer enfermedades graves (por ejemplo, trabajadores de mayor edad, trabajadores con diabetes, enfermedades cardíacas y pulmonares, etc.). Consulten con su médico o con los servicios sanitarios en caso de duda. 
  • A los viajeros se les debe proporcionar los avisos de viaje emitidos por la OMS y la DHMOSH. Visite la página de orientación sobre viajes COVID-19 OMS y la página de información sobre la salud en los viajes
  • Para consultar la última información disponible sobre las restricciones en viajes, por favor visite la página de noticias sobre viajes de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA). Tenga en cuenta que esta información es la que los países comunican a la IATA y es posible que no refleje la información más reciente. Además, es de carácter general y no proporciona todos los detalles específicos; por ejemplo, las listas de restricciones de los Estados Unidos redactadas por IATA no entran en el nivel de detalles que fue promulgado por el Departamento de Estado en cuanto a las clases de visado que están exentas. Los viajeros deben consultar a las autoridades competentes de los países a los que piensan viajar para asegurarse de que no se enfrentarán a ningún problema relacionado con su situación específica. 
  • Si tiene que viajar a un área o áreas en las que se haya informado sobre la transmisión comunitaria de COVID-19, vigile su estado de salud durante el viaje y tras su regreso: 
    • Asegúrese de recibir la autorización de viaje de su agencia y de consultar a un proveedor de atención sanitaria calificado antes de viajar. 
    • No viaje si está enfermo o tiene fiebre y tos. 
    • Asegúrese de cumplir con la higiene de las manos y de mantener una distancia mínima de un metro de aquellas personas que tosan y estornuden. 
    • Vigile su salud durante al menos 14 días después de su viaje y antes de su regreso revise los consejos dirigidos al personal de la ONU que haya viajado recientemente a zonas en las que se ha producido una continua transmisión de COVID-19.
    • Evite la visita a mercados en zonas en las que se estén produciendo casos de coronavirus y evite el contacto directo y sin protección con animales vivos o con superficies que se estén en contacto con dichos animales. 
    • Evite el consumo de productos de origen animal crudos o poco cocinados y siga siempre adecuadas prácticas de higiene alimentaria. 
    • Si comienza a tener fiebre o síntomas respiratorios como dificultad para respirar o tos, solicite atención sanitaria inmediatamente. Informe a su médico sobre su historial de viajes y antes de visitar un centro sanitario haga todo lo posible por explicar por teléfono su situación. 
  • Manténgase informado sobre los consejos de salud que se proporcionen en su localidad, tanto antes como durante su viaje. 
    • Todos los viajeros deben tener en cuenta que las autoridades locales pueden comenzar a aplicar restricciones de viaje y medidas de control sanitario a los viajeros que entren o salgan del país. Algunos países pueden contar con sus propias restricciones de permisos e incluso pueden haber paralizado los vuelos, lo cual dificultaría los viajes. 
    • Todo el personal de las Naciones Unidas debe consultar a la embajada, el consulado o el ministerio de sanidad del país de destino y estar informado de los consejos sanitarios locales tanto antes como durante el viaje. También debe cumplir las medidas de control establecidas por las autoridades locales. 

Para el personal de las Naciones Unidas que ha regresado recientemente de zonas en las que se ha producido una continua transmisión de la COVID-19 

  • Cumpla con todos los requisitos establecidos por el país de acogida para los viajeros que regresan. 
  • Si acaba de llegar de una zona afectada, durante los 14 días siguientes de su regreso debe supervisar los síntomas que pueda padecer.     
  • Durante ese período, debe buscar inmediatamente atención sanitaria en el caso de que desarrolle cualquier síntoma como dificultad para respirar o tos. 
    • Informe a su médico sobre su historial de viajes y antes de visitar un centro sanitario haga todo lo posible por explicar por teléfono su situación. Use una mascarilla clínica cuando reciba atención sanitaria. 
    • Solamente debe regresar al trabajo cuando se encuentre bien y sin ninguna clase de síntoma.  
  • Se aconseja al personal y a los directores de recursos humanos que sean flexibles en lo que a teletrabajo se refiere, con el fin de apoyar a aquellos trabajadores que deban permanecer en su casa.