Noticias

Alimentando la llama de la revolución de la energía verde

Transformar la manera en que nuestro mundo produce energía sería crítico para a abordar tanto la crisis climática como la crisis del acceso a la energía. Ahora mismo, el 80% de todas las emisiones de gases de efecto invernadero proceden de nuestra producción de energía, convirtiéndola en uno de los principales agentes del cambio climático. Y 760 millones de personas viven sin electricidad, mientras que 2,7 mil millones cocina con combustibles sucios y poco saludables.

El Diálogo de Alto Nivel de la ONU sobre Energía convocado virtualmente para el 24 de septiembre cambiará el juego. Se está conformándose para ser una movilización histórica para la acción y cooperación para conseguir energía verde y asequible para todos en 2030. Se trata del Objetivo de Desarrollo Sostenible 7 cuya finalidad es llegar a las cero emisiones para 2050.

Se ha propuesto un mapa a seguir para 2030. Sugiere cerrar el hueco que hay en el acceso a la energía, pasando a la energía descarbonizada cuadruplicando la capacidad solar y eólica y cerrando centrales de carbón para 2030 en los países ricos y para 2040 en los demás. El plan hace también un llamamiento a la eficiencia energética y a triplicar las inversiones en energías verdes hasta alcanzar los 5 trillones de dólares al año, además de redirigir las ayudas a los combustibles fósiles y de poner un precio al carbono. También destaca la necesidad de una transición justa que pueda crear decenas de millones de trabajos y empoderar a los más vulnerables.

Cada país, ciudad, institución financiera, empresa y organización de la sociedad civil tiene un papel que desempeñar. A todos se les pide que presenten compromisos para el “Pacto de la Energía”, señalando las acciones que llevarán a cabo para 2030. Ya se han formado 25 Pacto de la energías y muchos tantos otros están solicitando su registro.

30 gobiernos sirven también como Campeones Globales para el Diálogo y el sector privado y las organizaciones filantrópicas están haciendo compromisos fuertes también. Las fundaciones IKEA Foundation y The Rockefeller Foundation se han comprometido a lanzar un fondo de mil millones de dólares para incentivar el acceso a la energía renovable en países en vías de desarrollo a través de mini redes y fuentes fuera de la red. La empresa de servicios públicos más grande de la India, National Thermal Power Corporation (NTPC) Limited, anunció un Pacto de la energía para casi duplicar su capacidad renovable.

Dinamarca, Chile y Alemania, en colaboración con IRENA, están liderando una coalición sobre Pactos Mundiales sobre tecnologías de hidrógeno verde para movilizar el Foro Económico Mundial y otros eventos. Google, en asociación con Energía Sostenible para Todos (Sustainable Energy for All), está movilizando a empresas, gobiernos y otros agentes para que se unan a una coalición para conseguir energía libre de carbono 24 horas al día 7 días a la semana, como reconocimiento a que los sistemas de electricidad totalmente descarbonizados tienen el potencial para eliminar el 50% de los gases de efecto invernadero a nivel mundial.

Un grupo encabezado por Kenia, Malawi y los Países Bajos está colaborando en un Pacto de la energía conjunto para potenciar el acceso a una manera de cocinar limpia. Entre sus socios están ONU DAES, Energía, el Grupo del Banco Mundial, la OMS y la Plataforma de Acción para la Salud y la Energía.

Estate alerta para conocer todo lo que ca a pasar en cuanto a acciones para la energía en septiembre y de cara a 2030. Conoce todas las novedades aquí.

Síguenos