RESUMEN DE LA CONFERENCIA DE PRENSA OFRECIDA POR ROMANO PRODI, PRESIDENTE DE LA COMISION EUROPEA,
Y JOSE MARIA AZNAR, PRESIDENTE DE ESPAÑA, EN LA SALA DE CONFERENCIAS DE CINTERMEX

22 de marzo de 2002, 10:00 AM

 

 

La Conferencia Internacional sobre Financiamiento para el Desarrollo ha sido un enorme éxito desde la perspectiva de la Unión Europea (UE), señaló esta mañana a los corresponsales el Presidente de España, José María Aznar.

En una conferencia de prensa conjunta con el Presidente de la Comisión Europea, Romano Prodi, José María Aznar comentó que la Conferencia ha alcanzado un consenso en tres niveles respecto a la asistencia oficial para el desarrollo: uno al interior de la Unión Europea, uno entre la Unión Europea y los Estados Unidos y otro entre los países donantes y receptores de ayuda.

José María Aznar, cuyo país detenta la Presidencia de la Unión Europea, informó que la contribución de la UE al desarrollo ha ido un poco mas allá que el Consenso de Monterrey, pero siempre sobre la misma línea. Aquellos países que ya han alcanzado el nivel promedio acordado de 0.37% del PIB en asistencia oficial al desarrollo deben de mantenerlo, y quienes no deben esforzarse por lograrlo.

El Mandatario español dijo que las discusiones habían llegado a un consenso sobre el estado de derecho, calidad de oportunidades para hombres y mujeres, apertura para las inversiones, una mayor liberalización comercio, así como mejorías en la cantidad y calidad del comercio y el monitoreo de los resultados sobre el terreno. Añadió que combatir la pobreza y alcanzar el desarrollo no deben ser objetivos destinados sólo a quienes están más necesitados, porque esto excluiría a algunos países.

Por su parte, Romano Prodi dijo que el consenso no comenzó con la Conferencia de Monterrey y que continuará en la Cumbre Mundial de Johannesburgo. Monterrey debe ser visto como un paso en la dirección de un desarrollo más sostenible. La verdadera interrogante es cómo obtener el máximo desarrollo para el mayor número de países posible. Resaltando que Africa no es el único vecino de Europa, sino también el continente que más necesita desarrollo, el Presidente Aznar dijo que la Comisión Europea impulsará iniciativas de educación en esa región.

Al ser cuestionado sobre su reacción ante las declaraciones de George W. Bush durante la Conferencia, José María Aznar dijo que el Presidente estadounidense abordó desde la perspectiva correcta la asistencia oficial al desarrollo, centrando su preocupación en mantener la efectividad de la ayuda a los países menos desarrollados.

Romano Prodi dijo que los Estados Unidos van en la dirección correcta y que sólo una unión sólida entre Estados Unidos, Europa y Japón podría generar un cambio efectivo a la asistencia oficial al desarrollo.

Señalando la contradicción entre el declarado compromiso de la Unión Europea de abrir sus mercados y su incremento de las barreras al acero, cereales y jugo de fruta, otro corresponsal preguntó si esa acción no perjudicaría a Brasil y otras naciones en desarrollo. Romano Prodi replicó que la acción no tenía nada que ver con las naciones en desarrollo, sino que era una decisión puramente bilateral. Dijo que "necesitamos protegernos de las consecuencias de las medidas proteccionistas estadounidenses sobre el acero. La acción europea durará hasta que dure la de Estados Unidos".

El Presidente de España dijo que la postura europea será más clara en la Cumbre de Madrid, que se llevará a cabo en mayo próximo entre la Unión Europea y los países de América Latina y el Caribe. El Presidente de España dijo que este encuentro se dividirá en cinco reuniones diferentes; la primera será en el marco del acuerdo de asociación con México, que es el único país con quien la Unión Europea tiene un tratado de libre comercio. La segunda será una reunión con los países de Centroamérica, la tercera con las naciones de la región andina, la cuarta con el MERCOSUR, la quinta con los países del CARICOM y se culminará con la última ronda de negociaciones para firmar un tratado de libre comercio con Chile. Dijo también que sostuvo una entrevista con el Presidente Vicente Fox para preparar la reunión que se llevará entre México y la Unión Europea y que todos los mecanismos bilaterales y multilaterales entre México y España funcionan muy bien. Asimismo, precisó que las relaciones entre ambas naciones son excelentes.

Al responder a la pregunta de si era razonable para los países pobres pedir a las naciones más ricas eliminar los subsidios a cambio de la apertura de los mercados, José María Aznar dijo que no es posible tomar una visión fragmentada, que no se puede tener desarrollo con mercados cerrados, intervención estatal y falta de educación. Apuntó que algunos países tienen mejores recursos naturales, pero que su desarrollo depende de otros factores. Todavía en 1981, España recibía asistencia oficial para el desarrollo, y ahora se encuentra entre los 10 países donantes más importantes, debido a su extensa consolidación institucional, democracia, educación, membresía a la Unión Europea y otros factores.

Sobre qué países en desarrollo están incluidos en la iniciativa de la Unión Europea "todos menos armas", Romano Prodi dijo que la iniciativa incluye a las 49 naciones más pobres en el mundo, las cuales estarían exentas de las tarifas sobre azúcar, arroz y plátano.



Conferencias de Prensa
Noticias de la Conferencia