ONU considera preocupantes las medidas Tribunal Supremo de Venezuela contra la fiscal general

Rupert Colville, portavoz del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos. Foto de archivo: ONU

Share

30 de junio, 2017 — La decisión del Tribunal Supremo de Venezuela de empezar el proceso de remoción de la fiscal general y de congelar sus activos y prohibirle la salida del país es tan preocupante como la violencia registrada recientemente en esa nación, señaló hoy la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos.

La máxima instancia de justicia venezolana anunció esa disposición el 28 de junio y un día antes había declarado nulo el nombramiento de un fiscal general adjunto para asignar a ese cargo a un empleado interino, una orden que viola las leyes del país.

El portavoz en Ginebra de la Oficina de la ONU, Rupert Colville, recordó en una conferencia a de prensa que desde marzo pasado la fiscal general había tomado medidas importantes de defensa de los derechos humanos y había pugnado por la separación de poderes, además de pedir la liberación inmediata de las personas detenidas arbitrariamente.

“Estamos preocupados porque las decisiones del Tribunal Supremo parecen encaminarse a desmantelar la fiscalía del mandato y las responsabilidades que le otorga la Constitución venezolana, además de socavar la independencia de esa oficina. La destitución de funcionarios judiciales debe regirse por criterios estrictos que no afecten la independencia e imparcialidad de sus funciones”, recalcó.

Colville se refirió también a la violencia ocurrida durante las manifestaciones contra el gobierno y urgió a todos los poderes de Venezuela respetar el estado de derecho y a garantizar la libertad de asamblea y de expresión.

Del mismo modo, instó a la población a hacerse oír por vías pacíficas y a rechazar cualquier medio violento de movilización.

Noticias relacionadas