FAO advierte necesidad de plantar árboles en Medio Oriente

Share

24 de mayo, 2004 — Los países de Oriente Medio necesitan plantar árboles urgentemente para mejorar la calidad del agua y asegurar la producción de alimentos, advirtió hoy la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

Sin embargo, agregó, esta tarea se dificulta debido a la escasez de agua y a la deforestación –causada por la expansión de la agricultura y la urbanización- que afectan a esta región. Los bosques de esa zona perdieron cerca de un millón de hectáreas anuales durante la última década.

Ante este problema, una veintena de países discutirán a partir de hoy en una reunión de cuatro días el papel de los bosques en la forma de asegurar el abastecimiento de agua y alimentos.

La reunión, celebrada en Beirut, Líbano, es auspiciada por la Comisión Forestal de Medio Oriente.

Hosny El-Lakany, director adjunto de la FAO, señaló que la conciencia sobre el medio ambiente y la idea de reforestar van ganando terreno entre los habitantes de la región, pese a las severas condiciones climáticas que afrontan.

Además, subrayó, “los árboles no sólo ayudan a tener una mejor calidad del agua sino que sirven como rompevientos y escudos contra la desertificación”.

Los bosques en Oriente Medio constituyen una fuente importante de alimento para el ganado y proveen casi dos millones de metros cúbicos de productos de madera, además de una serie de productos de exportación como la goma arábica, el corcho, los pistaches y la miel.

Actualmente, países como Egipto, Jordania, Kuwait, los Emiratos Árabes Unidos y Yemen han empezado a usar agua tratada para irrigar plantaciones áreas verdes.

Noticias relacionadas