ACNUR expresa alarma por aumento de desplazados de Colombia a Ecuador

Share

15 de noviembre, 2005 — La oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) expresó hoy gran alarma por el deterioro de la situación humanitaria en los departamentos colombianos de Putumayo y Nariño, que ha generado un rápido aumento de desplazados hacia Ecuador.

Según Jennifer Pagonis, portavoz del ACNUR en Ginebra, al menos 2.000 colombianos han abandonado sus hogares en las últimas tres semanas a causa de la escalada de la violencia en la franja fronteriza de Colombia con Ecuador.

De esta población desplazada, se calcula que más de 850 personas han cruzado la frontera y se encuentran actualmente en territorio ecuatoriano como solicitantes de asilo.

El ACNUR advirtió que la tendencia al desplazamiento se incrementará en vista de que no mejoran las condiciones de seguridad. Sólo el fin de semana pasado, se desplazaron 600 habitantes del departamento de Nariño, en el movimiento de población más grande de este año.

En las últimas semanas, además de choques entre los grupos armados que operan en la zona, se han denunciado raptos y reclutamiento forzado de menores, y en Teteyé y Puerto Colón los ataques han dejado un número indeterminado de civiles muertos.

Estos desplazados reciben asistencia del ACNUR en la localidad ecuatoriana de San Lorenzo, donde se alojan actualmente.

Pagonis informó que algunos desplazados han requerido cuidados médicos porque presentaban heridas de gravedad.

Por otra parte, en el poblado de Lago Agrio, Ecuador, ha crecido significativamente la población colombiana proveniente del Putumayo. Hasta ahora, 150 de estas personas ha solicitado formalmente asilo.

La portavoz señaló que es difícil calcular la cantidad real de desplazados debido al movimiento continuo y a la persistencia de la violencia, no obstante, el ACNUR estima que la cifra de colombianos en Ecuador podría alcanzar el cuarto de millón.

Noticias relacionadas