Arbour pide una investigación independiente sobre violencia en Uzbekistán

Share

18 de mayo, 2005 — La Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Louise Arbour, urgió hoy a que se efectúe una investigación independiente sobre las causas y circunstancias de los hechos de violencia que se produjeron en Andiyán, en el este de Uzbekistán.

El incidente se produjo entre el 13 y el 15 de mayo y comenzó con una revuelta y una marcha pacífica contra la cual el ejército disparó indiscriminadamente, según testigos.

Aunque no se conoce el número de muertos, las autoridades uzbekas han dado una cifra superior a los 150. Otras fuentes no oficiales afirman que se eleva a varios centenares.

Arbour manifestó profundo pesar por la pérdida de vidas. Consideró “perturbadoras” las informaciones provenientes de la región sobre un "uso excesivo e indiscriminado de la fuerza por parte de las fuerzas de seguridad", y las restricciones impuestas a los medios de comunicación.

La Alta Comisionada instó a las autoridades a adherirse estrictamente a las normas internacionales que el país se comprometió a respetar.

Noticias relacionadas