Arruinarse por ir al médico: las consecuencias de la falta de sanidad universal

En los hogares más pobres de los países de ingresos bajos y medianos, sólo el 17% de las madres y los niños tienen cubiertas todas sus necesidades sanitarias. Foto: OMS

Share

13 de diciembre, 2017 — La mitad de la población mundial no puede acceder a servicios sanitarios básicos y muchos más se ven abocados a la pobreza al tener que pagar por cuidados médicos que no pueden permitirse, alerta un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Banco Mundial.

Unos 800 millones de personas tienen que gastar al menos el 10% de su presupuesto familiar en sanidad. En 2010, Latinoamérica y el Caribe era la región del mundo donde más familias (14,8%) gastaban más de ese portaje de sus ingresos. Como resultado, en todo el mundo 100 millones de personas se quedan con menos de 1,90 dólares al día para vivir.

“Es completamente inaceptable”, dijo el Dr. Tedros, el director general de la OMS.  “Y es innecesario, existe una solución: la cobertura sanitaria universal que permite a todos obtener los servicios de salud que necesitan, sin que sea una carga económica”.

Noticias relacionadas