Misión de la ONU en Colombia condena asesinato de líder indígena a manos del ELN

Share

31 de octubre, 2017 — La Misión de la ONU en Colombia condenó el asesinato del gobernador indígena Aulio Isarama Forastero, del Resguardo Catru Dubaza Ancoso, en el departamento del Chocó, ocurrido el 24 de octubre y atribuido a un frente del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Como parte de su mandato de coordinación del Mecanismo de Veeduría y Verificación del Cese al Fuego Bilateral entre el ELN y el gobierno, la Misión desplegó personal y avanza en el proceso de verificación de este incidente.

En un comunicado, la dirección del Frente de Guerra Occidental Omar Gómez, máximo organismo de conducción de las estructuras del ELN que operan en el Chocó, se adjudicó el homicidio y dijo lamentar profundamente el hecho ya que “los integrantes responsables no tenían autorización” para cometerlo.

Según despachos de prensa, Isarama realizaba actividades con su comunidad alrededor de las 5 de la tarde del pasado martes cuando cinco hombres armados se le acercaron y lo intimidaron por presuntos vínculos con la inteligencia militar. Según testigos, dos horas más tarde se escucharon varios disparos.

La ONU saludó el compromiso del gobierno y el ELN para mantener el cese del fuego y exhortó a las partes a continuar con el proceso de diálogo para garantizar el bienestar de las comunidades más afectadas por el conflicto armado y para llevar al país a una paz estable y duradera.

La Misión de Verificación expresó su preocupación por la situación de violencia y asesinatos en zonas de conflicto e instó a un despliegue efectivo de la autoridad estatal para garantizar la seguridad de las comunidades.

Noticias relacionadas