La ONU critica acuerdo de la UE con Turquía para frenar el flujo de refugiados a Grecia

Uno de cada 10 refugiados en países limítrofes con Siria se encuentra en situación de alta vulnerabilidad, por lo que debe ser reubicado en otra nación. Foto: UNICEF/Georgiev

Share

22 de marzo, 2016 — La Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y UNICEF mostraron hoy su estupefacción por las contradicciones que contiene, según las agencias, el acuerdo entre la Unión Europea y Turquía para frenar el flujo de refugiados e inmigrantes hacia el continente.

Según este acuerdo Grecia debe expulsar a Turquía a las personas que lleguen de manera irregular a su territorio pero debe evaluar cada caso de manera independiente antes de deportarlo para ver si tiene derecho a solicitar asilo y así cumplir con la ley internacional.

En conferencia de prensa en Ginebra, la portavoz de ACNUR denunció que Grecia no tiene la capacidad suficiente en las islas para examinar las solicitudes de asilo, ni las condiciones adecuadas para acoger de manera segura a las personas mientras se examinan sus casos.

“ACNUR está preocupado por que el acuerdo entre la Unión Europea y Turquía se está implementando antes de que se establezcan las salvaguardias apropiadas en Grecia”, dijo Melissa Fleming.

La portavoz dejó claro que la agencia de la ONU no es parte del acuerdo y no colaborará con las autoridades europeas en las labores de traslado en las islas griegas ni en el proceso de identificación de los solicitantes de asilo porque se encuentran retenidos en centros de detención, una política que el organismo rechaza.

No obstante, mantendrá su presencia en las islas para intentar establecer medidas de protección para vigilar el respeto por los derechos humanos.

Por su parte, la portavoz de UNICEF también expresó su preocupación por las implicaciones del acuerdo.

“Actualmente, el 40 por ciento de los que llegan son niños que necesitan protección”, afirmó. “No se les debe detener, sino atender, identificar y Grecia no tiene la capacidad para hacerlo”, dijo Sarah Crowe.

Según UNICEF, ya hay 19.000 niños en Grecia, uno de cada diez no acompañado.

La UE se comprometió a reubicar en el continente a 160.000 refugiados que están en Grecia e Italia, pero hasta ahora sólo han sido designados unos 2.000.

Noticias relacionadas