Las bajas civiles en Afganistán alcanzan un nuevo récord en 2015

Civiles de Kunduz reciben asistencia humanitaria. Foto de archivo UNAMA.

Share

15 de febrero, 2016 — La cifra de bajas civiles en Afganistán en 2015 alcanzó 11.002 y es la más alta registrada hasta ahora, alerta un informe de la ONU sobre la protección de civiles en situaciones de conflicto armado.

El documento, elaborado por la Misión de Naciones Unidas en ese país (UNAMA) en conjunto con la oficina del Alto Comisionado para los derechos humanos, indica que las principales causas fueron el aumento de enfrentamientos por tierra cerca de zonas pobladas, así como los ataques suicidas en grandes ciudades.

Señala que las fuerzas antigubernamentales continúan causando el mayor daño y son responsables del 62% de las bajas civiles.

Danielle Bell, es directora de derechos humanos de UNAMA:

“El informe presta especial atención a la protección de los más vulnerables, las mujeres y los niños. De los 11.002 civiles muertos, uno de cada 10 es mujer y uno de cada cuatro un niño”, detalló la experta.

El informe subraya que en 2015, la muerte de civiles mujeres aumentó un 37% y la de niños un 14%.

El Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos lamentó que el pueblo de Afganistán continúe sufriendo ataques brutales prohibidos por el derecho internacional.

Zeid Ra’ad Al Hussein, señaló que las muertes ocurren con casi total impunidad y llamó a la rendición de cuentas de los autores de esas violaciones. También pidió a la comunidad internacional hacer mayor hincapié en los derechos de los civiles a ser protegidos.

Por su parte,el jefe de la UNAMA, Nicholas Haysom, señaló que el daño causado a los civiles es totalmente inaceptable y llamó a las partes responsables a tomar acciones para ponerle fin a esa situación.

Noticias relacionadas