Discute el Consejo de Seguridad ataques contra minorías étnicas y religiosas en Medio Oriente

Ban Ki-moon en el Consejo de Seguridad. Foto de archivo: ONU/Loey Felipe

Share

27 de marzo, 2015 — Los graves peligros que afrontan las minorías étnicas y religiosas en Medio Oriente y el efecto de éstos en la vida de millones de personas fueron el tema de un debate abierto hoy en el Consejo de Seguridad de la ONU.

La sesión de alto nivel fue convocada por Francia, presidente en turno del órgano durante el mes de marzo, y la lideró el ministro de Exteriores del país, Laurent Fabius.

En la reunión participó el Secretario General de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, quien expresó profunda preocupación por la expansión de las operaciones del ISIS en Siria, Iraq, Libia e incluso en Yemen, donde la explosión de bombas en varias mezquitas la semana pasada incitó aún más la violencia sectaria en ese país.

“Los crímenes atroces que tienen lugar en la región, demandan una respuesta urgente. Debemos poner fin a la impunidad de aquellos que continúan cometiendo crímenes tan graves contra cualquier persona y contra todas las comunidades”, dijo Ban.

El titular de la ONU también subrayó que los abusos en la lucha contra el terrorismo son moralmente inaceptables y estratégicamente contraproducentes.

Entre los oradores de la jornada estuvieron el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Raad Al-Hussein, y el canciller español, José Manuel García Margallo, que tuvo su primera intervención en un debate abierto del Consejo desde que su país ingresó como miembro no permanente en enero pasado.

“De igual manifestamos sin reserva nuestro más firme rechazo y condena al terrorismo yihadista, no podemos ni debemos permitir que éste se confunda con el Islam. El yihadismo ha manipulado y retorcido el mensaje del Islam, lo ha secuestrado para crear una ideología violenta, cruel, totalitaria, opresiva y expansiva”, dijo el diplomático español.

Noticias relacionadas