Ebola: el tratamiento temprano eleva las posibilidades de supervivencia, según la OMS

La directora general de la OMS, Margaret Chan Foto: Banco Mundial/Steven Shapiro

Share

02 de septiembre, 2014 — La Directora de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Margaret Chan, indicó este martes que hasta el momento se han confirmado unos 3.500 casos de Ébola en Guinea, Sierra Leona y Liberia y más de 1,500 de ellos han fallecido.

Chan participó hoy en una reunión informativa con los Estados miembros de las Naciones Unidas, donde enfatizó que existen muchos malentendidos alrededor de esa dolencia.

“La verdad es que es severa, pero el tratamiento temprano aumenta las posibilidades de supervivencia. Cerca de la mitad de las personas infectadas han sobrevivido, y esto es un mensaje importante, “manifestó la responsable de la OMS.

Añadió que atender a los enfermos sin llevar una protección adecuada en los hospitales y clínicas, al igual que el cuidado de familiares infectados en los hogares, son prácticas de alto riesgo, así como enterrar de manera insegura a los fallecidos por la enfermedad.

Subrayó que el actual brote de Ébola puede y será controlado porque la OMS sabe qué se necesita y cómo hacerlo.

Informó que por primera vez su organismo hace coordinaciones con la comunidad científica sobre terapias experimentales y que a tales efectos, en esta semana, acogerá en Ginebra a científicos de todo el mundo para evaluar vacunas potenciales.

En ese sentido, informó que ya existen de dos a tres vacunas, entre ellas una desarrollada por Canadá, país que ha expresado su voluntad de donar a la OMS mil dosis para que se pueda evaluar su perfil de seguridad.

En esta misma reunión con los Estados miembros participó también el vicesecretario general de la ONU, Jan Eliasson, quien afirmó que el brote de Ébola en África Occidental es sumamente grave y preocupante y se requiere de la solidaridad internacional para ayudar a los países afectados a combatirlo.

La importancia que Naciones Unidas atribuye a esta situación quedó reflejada este martes en que en esa reunión participaron altos cargos del Sistema de la ONU ipara informar de esta crisis, descrita como uno de los retos sanitarios más serios que haya afrontado el organismo internacional.

Eliasson señaló que esta no es solamente una crisis sanitaria, sino también una de carácter humanitario, de desarrollo y de seguridad, que requerirá la participación de los Estados para su solución.

“Los sistemas de salud de los países afectados están abrumados por la magnitud y complejidad de los problemas. Se les está haciendo extremadamente difícil afrontar la situación. Nosotros, la comunidad internacional, debemos intensificar nuestros esfuerzos y aumentar la capacidad de los países afectados y sus sistemas y proporcionarles todo el apoyo necesario.”, dijo Eliasson.

Además de Eliasson y Chan, a la reunión asistieron también representantes de UNICEF y de otros organismos, y el Coordinador Especial de la ONU para el Ébola, David Nabarro.



Noticias relacionadas