ACNUR resalta el drama de miles de mujeres sirias refugiadas

Mujer siria en Iraq, desplazada por el conflicto en su país Foto: ACNUR/Robinson

Share

08 de julio, 2014 — La Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) destacó este martes que más de 145.000 familias sirias refugiadas en Egipto, Líbano, Iraq y Jordania están encabezadas por mujeres que afrontan numerosas dificultades para subsistir.

En un informe elaborado sobre la base de más de un centenar de testimonios personales, se reflejan los graves obstáculos que deben superar estas mujeres para pagar la renta por un lugar donde alojarse, comprar alimentos o adquirir productos básicos para las necesidades cotidianas.

Son mujeres cuyos maridos han muerto en el conflicto sirio, o han sido capturados o separados de sus familias, por lo que estas dependen totalmente de ellas para sobrevivir.

Muchas de estas mujeres han agotado sus ahorros, incluso han tenido que vender su anillo de bodas, y son muy pocas las que tienen un trabajo que les permita obtener un ingreso monetario. ACNUR y otras agencias humanitarias también aportan ayuda en efectivo a algunas mujeres.

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, Antonio Guterres, señaló al divulgarse el informe que para cientos de miles de mujeres sirias “escapar de sus hogares devastados fue sólo la primer etapa de una jornada de grandes dificultades”

Un 60% de las mujeres entrevistadas manifestaron sentirse inseguras y una de cada tres estaban demasiado asustadas incluso para salir de casa. Muchas relataron también que recibían insultos en la calle o en el transporte público.

Con más de 2,8 millones de refugiados en países vecinos y millones más de desplazados internos, Siria se ha convertido en la mayor crisis de este tipo en el mundo. ACNUR prevé que, de seguir la tendencia actual, a finales de año se llegará a 3,6 millones de refugiados.

Noticias relacionadas