Centroamérica tiene una de las tasas de homicidios más elevadas del mundo, según la UNODC

Share

10 de abril, 2014 — América Central es una de las regiones del mundo con mayor número de homicidios, La tasa promedio de homicidios a nivel global es de 6,2 víctimas por cada 100.000 habitantes, pero en Centroamérica esa proporción llega a 26 muertes y a 30 en el sur de África. según un estudio divulgado hoy por la Oficina de la ONU contra la Droga y el Delito (UNODC).

Estas cifras indican problemas de raíz, señaló el director de la División de Análisis y Asuntos Públicos de la UNODC, Jean-Luc Lemahieu.

“Tenemos que lidiar con el problema de una manera diferente a como lo hemos hecho hasta ahora. Y eso quiere decir afrontar la violencia de las pandillas garantizando una política incluyente porque es muy claro, de acuerdo con el estudio, que hay una fuerte relación entre un nivel bajo de homicidios y el estado de desarrollo económico y los bajos niveles de inequidad de ingresos en un país”, explicó Lemahieu.

Las regiones con tasas de asesinatos más reducidas son el este de Asia y el sur y occidente de Europa, apuntó la UNODC.

Según este informe, unas 437.000 personas fueron asesinadas en 2012. El 80 por ciento de esas víctimas y el 95 por ciento de los agresores eran hombres.

El estudio revela además que casi el 15 por ciento de todos los homicidios se derivan de la violencia doméstica y casi el 70 por ciento de las víctimas mortales de esa violencia son mujeres.

“El hogar puede ser el lugar más peligroso para una mujer”, señaló Lemahieu. El estudio indica que casi la mitad de las mujeres víctimas de homicidio mueren a manos de personas muy cercanas a ellas.

Más de la mitad de las víctimas son menores de 30 años. Los homicidios vinculados a pandillas y al crimen organizado representan el 30 por ciento del total en las Américas.

La tasa de homicidios masculinos más alta se da también en esa región 29.3 víctimas por cada 100.000 hombres) y la tasa en el Sur y Centroamérica entre el grupo de hombres de 15 a 29 años es más de cuatro veces la que se registra a nivel mundial para ese mismo grupo de población.

La UNODC resaltó por otra parte la tendencia positiva que se observa en Sudáfrica, que tradicionalmente ha mostrado elevadas tasas de homicidio. En ese país se ha pasado de 64,5 víctimas por 100.000 habitantes en 1995 a 31 en 2012.

Las de fuego son las armas más utilizadas para cometer homicidios (4 de cada 10 a nivel mundial) y su uso es particularmente frecuente en las Américas, donde dos tercios de los asesinatos se cometen con ellas.

La UNODC señala además que las sociedades que acaban de vivir un conflicto armado son propicias para el crímen organizado y la violencia interpersonal. A este respecto, menciona por ejemplo el caso de Haití, donde se ha duplicado la tasa de homicidios entrte 2007 y 2012, hasta 10,2 victimas por cada 100.000 habitantes, o Sudán del Sur, donde la tasa fue en 2013 de más de 60 víctimas.

Noticias relacionadas