Siria: unas 200.000 embarazadas necesitan ayuda urgente

Share

19 de marzo, 2014 — El Fondo de Población de Naciones Unidas (UNFPA) ha pedido ayuda urgente para proteger la vida de unas 200.000 embarazadas en Siria, que sufren malnutrición y falta de atención médica y de las más de un millar que dan a luz en condiciones inapropiadas.

El responsable del UNFPA para Siria, Daniel Baker, señaló que la prolongación del conflicto ha provocado el colapso de los servicios de salud en el país, la carencia de personal médico calificado y se ha interrumpido la distribución de artículos relacionados con la salud reproductiva.

Baker añadió que con el desplazamiento de miles de mujeres por el conflicto, muchas embarazadas están optando por la cesárea para asegurar la presencia de un doctor durante el parto. Ese tipo de operaciones ha aumentado de un 19% en 2011 al 45% en 2013.

Las guías de la OMS sobre las cesáreas recomiendan que estas no excedan el 15% de los partos.

El responsable del UNFPA señaló que esta tendencia está incrementando los costos y las presiones sobre un sistema de salud que de por sí ya se encuentra en situación muy precaria.

Desde el inicio de la crisis en Siria el Fondo de Población y sus asociados han apoyado el alumbramiento seguro de cerca de 240.000 bebés.

Daniel Baker subrayó que con la expectativa de que aumente el número de embarazadas que necesiten asistencia, el UNFPA requiere el apoyo financiero de la comunidad internacional para continuar el importante trabajo que desempeña en ese país árabe.

Noticias relacionadas