ACNUR urge a acelerar la ayuda a refugiados de la República Centroafricana y Sudán del Sur

Refugiados de la República Centroafricana en Camerún Foto :UNHCR/K. Daimon

Share

04 de marzo, 2014 — La Agencia de la ONU para los Refugiados,ACNUR, urgió hoy a acelerar la asistencia a los desplazados forzosos generados por la violencia en la República Centroafricana y en Sudán del Sur, que se aproximan ya a los dos millones de personas.

Chad, Etiopía y Camerún acogen a cerca de 300.000 refugiados que han huido de la República Centroafricana y más de 700.000 personas en este país se han visto forzadas a dejar sus hogares pero permanecen allí.

En ambos casos, están sobreviviendo en condiciones muy precarias y prueba de ello es que 15 niños que habían llegado a Camerún murieron de hambre durante el fin de semana, explicó ACNUR

Melissa Fleming, portavoz de esa agencia en Ginebra, manifestó que esas dos crisis juntas han provocado uno de los mayores desplazamientos forzados de personas en África de los últimos años.

“El problema también en ambos países es de acceso, a causa de los persistentes combates y de la inseguridad. El ACNUR tiene una presencia sólida en ambos casos. En Sudán del Sur, por ejemplo, seguimos atendiendo a miles de refugiados de Sudán y hemos visto que algunos desplazados internos tratan de acceder a esos campamentos porque se hallan en una situación desesperada”, explicó la portavoz.

Se calcula que la violencia en Sudán del Sur ha dejado a más de 700.000 personas sin hogar y cerca de 200.000 han buscado refugio en países vecinos.

La ONU ha pedido 551 millones de dólares para ayuda humanitaria en la República Centroafricana y 1.270 millones para Sudán del Sur, y en ambos casos las aportaciones recibidas hasta el momento son muy inferiores a lo requerido.

Noticias relacionadas