El Consejo de Seguridad adoptó una resolución para impulsar la asistencia humanitaria en Siria

Reunión del Consejo de Seguridad Foto: UN Photo/Paulo Filgueiras

Share

22 de febrero, 2014 — El Consejo de Seguridad de la ONU adoptó hoy por unanimidad una resolución para impulsar la asistencia humanitaria en Siria, al tiempo que exigió a todas las partes implicadas en ese conflicto que pongan fin a todo tipo de violencia y a los ataques a civiles.

El documento se centra particularmente en la necesidad de facilitar en ese país las labores de las agencias de la ONU y de otras asociadas que asisten a la población que sufre por esa crisis y llama a las partes a levantar de inmediato los cercos a zonas pobladas, incluidas el casco antiguo de Homs y el barrio de Yarmouk, en Damasco.

El Consejo de Seguridad condenó además, de forma enérgica, las extendidas violaciones de los derechos humanos y del derecho internacional humanitario por las autoridades sirias, así como los abusos de las garantías básicas y las violaciones de las leyes humanitarias a cargo de grupos armados.

También urgió a las partes a tomar las medidas apropiadas para garantizar la seguridad del personal de la ONU y de otras agencias especializadas que realizan labores humanitarias.

En la sesión participó el Secretario General, Ban Ki-moon, quien explicó que la situación humanitaria continúa deteriorándose en Siria, y que los civiles son víctimas a diario de una violencia brutal y de ataques indiscriminados, incluso con armamento pesado y bombardeos.

También ensalzó la labor de las agencias de la ONU y sus asociadas que, a pesar de las peligrosas condiciones en que trabajan, están asistiendo a millones de personas en ese país, aunque otras tantas están fuera de su alcance.

“Esta resolución no debería haber sido necesaria. La asistencia humanitaria no es algo para negociar, es algo que debe ser permitido en virtud del derecho internacional. Profundamente impactante para mi es que ambas partes están sitiando a civiles como una táctica de guerra”, señaló Ban Ki-moon.

El Titular de la ONU añadió que esta resolución subraya de nuevo la urgente necesidad de poner fin al conflicto y afirmó que, a la vez que continúa el proceso político, “seguiremos haciendo todo lo posible para llevar alivio y protección a la gente que lo necesita sobre el terreno”.

La coordinadora de la ONU para Asuntos Humanitarios, Valerie Amos, manifestó por su parte que tenía la esperanza de que la aprobación de esta resolución facilitará la entrega de ayuda a gente en Siria que la necesita desesperadamente.

“Más que nada, es preciso que el conflicto acabe y que la gente pueda empezar a reconstruir sus vidas. Siria está en peligro de perder a una generación de sus niños. Ellos son el futuro. Debemos protegerlos”, subrayó Amos en un comunicado.

Noticias relacionadas