El acceso al agua, al saneamiento y la energía es una cuestión de justicia, señala Ban

Share

18 de febrero, 2014 — El Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, manifestó hoy durante una sesión temática de la Asamblea General que garantizar el acceso universal al agua, al saneamiento y a la energía es una cuestión de justicia.

Ban intervino en la inauguración del debate dedicado a esos servicios, convocado por el presidente de la Asamblea General de la ONU, John Ashe, como parte del proceso que se realiza para definir la agenda de desarrollo post-2015.

“Erradicar la pobreza extrema es nuestra prioridad absoluta, y nuestra guía es el desarrollo sostenible. El acceso universal al agua potable, saneamiento y energía serán críticos en este aspecto”, dijo Ban.

El Presidente de la Asamblea General recordó que 783 millones de seres humanos viven sin agua limpia, 2.500 millones carecen de adecuadas condiciones de saneamiento, entre ellos más de mil millones que defecan al aire libre, y 1.400 millones no tienen electricidad. La inmensa mayoría de ellos habitan en países pobres.

En el debate de dos días participan diplomáticos, funcionarios, expertos, agencias de Naciones Unidas y representantes de la sociedad civil y del sector privado.

Es el primero de seis eventos convocados por la Asamblea General hasta junio, para contribuir a la definición de agenda de desarrollo sostenible a partir de 2015.

Noticias relacionadas