Los datos son cruciales para mejorar la situación de la niñez, destaca UNICEF

Niños en una escuela en Timbuktu, Mali. Foto: UNICEF/PFPG2013P-0035/Harandane Dicko

Share

30 de enero, 2014 — El Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF) destacó hoy la importancia que tienen los datos para poder evaluar el progreso infantil y también para revelar el acceso desigual a los servicios y protecciones, lo que perjudica a tantos menores.

"Los datos han permitido salvar y mejorar las vidas de millones de niños, especialmente los más necesitados ", dijo Tessa Wardlaw, Jefe de la Sección de Datos y Análisis de UNICEF, coincidiendo con la publicación, este jueves, del informe Estado Mundial de la Infancia de 2014 en cifras

Añadió que el progreso sólo se puede alcanzar si sabemos qué niños son los más abandonados, dónde tienen o no tienen acceso a la escuela, en qué áreas la enfermedad es endémica o dónde carecen de servicios básicos de saneamiento.

Wardlaw añadió que los datos demuestran los enormes progresos alcanzados desde que se firmó en 1989 la Convención sobre los Derechos del Niño y también demuestran que todavía son demasiados los que están rezagados. Desde entonces se han salvado 90 millones de niños.

El informe señala, sin embargo, que más de 30 millones de niñas en edad de educación primaria no van a la escuela y que 18.000 niños mueren diariamente de enfermedades que se pueden prevenir.

Añade también que 6,6 millones de menores de 5 años murieron en 2012 y que el 87 % de esos decesos ocurrieron en países en desarrollo

UNICEF exhortó a realizar mayores esfuerzos y a impulsar innovaciones para identificar y corregir las brechas que impiden a los niños más desfavorecidos, estimados en más de 2 mil millones, disfrutar plenamente de sus derechos.

El documento señala que, por sí mismos, los datos no cambian el mundo, pero si ayudan al cambio, porque permiten identificar las necesidades, apoyar la promoción de medidas y evaluar los avances.

Y subraya que “lo más importante es que los responsables políticos utilicen los datos para hacer un cambio positivo, y que los niños y las comunidades dispongan de los datos que les permitan exigirle

Noticias relacionadas