Más de 2.500 millones de personas no tienen acceso a inodoros

Share

19 de noviembre, 2013 — Más de 2.500 millones de personas no tienen acceso a un saneamiento adecuado, incluidos inodoros o letrinas, con graves consecuencias para la salud, la dignidad y la seguridad, así como para el medio ambiente y el desarrollo económico y social.

Las condiciones insalubres y poco higiénicas en las que viven millones de niños contribuyen a que casi 800.000 menores de cinco años muera cada año por enfermedades diarreicas totalmente prevenibles.

Así lo advirtió este martes Naciones Unidas al celebrar el primer Día Mundial del Retrete con el objetivo de generar más conciencia sobre las políticas de sanidad, que incluyen mejorar los servicios de agua y acabar con el problema de la defecación al aire libre, algo que todavía realizan 1.100 millones de personas en el mundo.

Según un informe del Consejo de Colaboración sobre Abastecimiento de Agua y Saneamiento, una de cada tres mujeres en el mundo es expuesta a la vergüenza, la enfermedad, el acoso e incluso a ataques porque no tienen ningún lugar seguro para ir al baño.

El doctor Christopher Williams es el director ejecutivo de ese Consejo auspiciado por la ONU:

“Este año hemos decidido concentrarnos en el tema de la mujer y la higiene menstrual ya que hay muchas que no tienen seguridad básica durante esos 6 a 8 días del mes. Es sorprendente el número de mujeres que pierde días de escuela por esa razón. Estimamos que el 28% de la inasistencia a la escuela se debe a la falta de instalaciones sanitarias", especificó el experto.

Noticias relacionadas