Egipto: Ban expresa alarma por la violencia y pide reactivar el proceso político

Protestas en Egipto
Foto: Amr Emam/IRIN

Share

17 de agosto, 2013 — El Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, expresó alarma hoy por los acontecimientos en Egipto; tanto por el brote de protestas violentas como por el uso excesivo de la fuerza que han empleado las autoridades para manejarlas.

La violencia habría dejado ya unas 800 personas muertas, según cifras del gobierno. De esas víctimas, cerca de 200 habrían caído en las últimas 24 horas, cuando los seguidores del depuesto presidente Mohammed Morsi salieron a las calles para protestar por el uso excesivo de la fuerza por las fuerzas de seguridad para dispersar los plantones y manifestaciones del miércoles pasado, que causaron más de 600 muertes.

Ban condenó enérgicamente los ataques a iglesias, hospitales y otras instalaciones públicas, mismas que calificó de inaceptables, y afirmó que ningún reclamo justifica la destrucción de la infraestructura tan importante para el futuro de Egipto.

Ban reiteró que la máxima prioridad en este momento tan peligroso para el país debe ser evitar la pérdida de más vidas.

En ese sentido, urgió a los manifestantes y a las autoridades a actuar con contención y a distender el ambiente inmediatamente.

Asimismo, llamó al gobierno y a los líderes políticos a adoptar un plan creíble para detener la violencia y reactivar el proceso político.

“El tiempo apremia”, recordó Ban a las autoridades.

El titular de la ONU enfatizó una vez más que el reloj político avanza y no tiene marcha atrás, e instó a todos los egipcios a resolver sus diferencias pacíficamente para que el país avance.

“Ante una polarización tan aguda, la sociedad egipcia, autoridades y líderes políticos, comparten la responsabilidad de poner fin a la violencia actual”, puntualizó Ban.

El gobierno de Egipto declaró el estado de emergencia el miércoles después del desalojo de las manifestaciones.

Noticias relacionadas