Asamblea General conmemora el 68° aniversario del lanzamiento de la bomba atómica

Monumento en Hiroshima

Share

06 de agosto, 2013 — La resistencia y dignidad de los sobrevivientes de Hiroshima y Nagasaki ha sido una fuente inspiradora del esfuerzo de la humanidad de lograr un mundo libre de armas nucleares, señaló este martes el presidente de la Asamblea General en una ceremonia celebrada en el monumento de memoria a las víctimas.

Con motivo del 68° aniversario del lanzamiento de las bombas atómicas por Estados Unidos a esas ciudades japonesas, Vuk Jeremic recordó que desde su fundación, las Naciones Unidas ha tenido como prioridad eliminar ese tipo de armamentos.

Indicó que la primera resolución adoptada por la Asamblea General hizo un llamamiento a la eliminación de las armas atómicas y todo tipo de armas de destrucción masiva.

Sin embargo, lamentó Jeremic, la humanidad continúa viviendo bajo la amenaza de la aniquilación.

En ese sentido, subrayó que la atención del mundo debe centrarse en esta seria amenaza a la paz.

El presidente de la Asamblea General señaló que el mes próximo se celebrará en ese órgano de Naciones Unidas una reunión de alto nivel sobre el desarme nuclear y confió en que éste sea un paso significativo hacia la meta de eliminar las armas atómicas y evitar que se repita el sufrimiento de Hiroshima y Nagasaki.

Noticias relacionadas