Siria se ha convertido en un campo de batalla regional, afirma enviado de la ONU

Share

23 de julio, 2013 — Siria se convierte cada vez más en un campo de batalla regional, si no global, sostuvo hoy el coordinador especial de la ONU para la Paz en Medio Oriente.

En un informe al Consejo de Seguridad, Robert Serry indicó que el derramamiento de sangre continúa y que las partes en conflicto siguen incumpliendo su obligación de proteger a los civiles.

Agregó que la agudización de la violencia sectaria es preocupante y recordó a todos los combatientes que los responsables de violar las leyes humanitarias internacionales deberán rendir cuentas ante la justicia.

Asimismo, insistió en que el conflicto solo puede resolverse con un diálogo político.

“Los recientes reportes de victorias militares del gobierno no deben generar la falsa confianza de que el conflicto puede ganarse militarmente. Las demandas legitimas del pueblo sirio no pueden satisfacerse con armas sino con visión y liderazgo de todos los sirios, el gobierno y la oposición por igual”, dijo Serry.

En este sentido, asevero que continúan los esfuerzos para realizar a la mayor brevedad posible la Conferencia de Ginebra y confió en que la ampliación y la elección de un nuevo liderazgo por parte de la oposición represente al espectro político de Siria y no a factores externos.

Noticias relacionadas