FAO y OIT piden proteger a niños que trabajan en la pesca

Share

27 de junio, 2013 — La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y la Organización Internacional del Trabajo (OIT) urgieron hoy a los gobiernos a proteger a los niños que trabajan en la industria pesquera de pequeña escala y en la acuicultura.

Esas agencias de la ONU señalaron en un documento que muchos países han suscrito convenciones internacionales que tienen ese objetivo, pero no han incorporado los acuerdos a sus legislaciones nacionales.

Como consecuencia, muchos niños y jóvenes que trabajan en esas actividades soportan condiciones duras y peligrosas como bucear a profundidades inseguras, manejar productos tóxicos y en el caso de las niñas, estar en riesgo de abusos sexuales.

Arni Mathiesen, director general adjunto de Pesca y Acuicultura de la FAO, manifestó que trabajar en esas condiciones “es intolerable”, perjudica a la salud y a la formación de los niños y les impide ir a la escuela.

La FAO y la OTI calculan que unos 130 millones de niños trabajan en la agricultura, la ganadería y la pesca, lo que equivale a un 60% de la población laboral infantil.

Noticias relacionadas