OCHA alerta de miles de palestinos en riesgo de traslado forzoso

Share

12 de junio, 2013 — La Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) señaló hoy que unos 2.300 palestinos que residen en una veintena de comunidades en la periferia de Jerusalén corren el riesgo de un traslado forzoso debido a la expansión de asentamientos israelíes y a la falta de servicios básicos.

Más del 80% de esas personas fueron desalojadas del sur de Israel en los años 50 y entre el colectivo hay numerosos niños.

Esas comunidades han perdido de forma gradual el acceso a los pastizales, debido a la expansión de asentamientos israelíes, y muchas familias tienen órdenes pendientes de demolición de sus casas, a lo que se suma la carencia de electricidad y la escasez de agua.

Las autoridades israelíes han argumentado que la reubicación de esas familias está justificada, porque no poseen títulos de propiedad sobre la tierra que ocupan.

Se están finalizando planes para el traslado a otras dos áreas de suelo público, pero OCHA señaló que ese cambio es preocupante, por el acceso limitado a zonas de pasto, que pondría en riesgo la supervivencia de esas familias, que se dedican al pastoreo, además de que hay un basurero en las cercanías.

Entre 2008 y 2012 más de 4.000 palestinos, la mayoría de ellos dedicados al pastoreo, tu vieron que abandonar por la fuerza sus lugares de residencia debido a la demolición de viviendas bajo la justificación de que no tenían permiso de construcción.

Noticias relacionadas