Misión investigadora considera asentamientos israelíes como forma de anexión de territorio

Asentamiento en Cisjordania

Share

18 de marzo, 2013 — La expansión de los asentamientos de colonos israelíes en los territorios ocupados palestinos constituye una forma creciente y progresiva de anexión, concluyó la Misión Investigadora Independiente sobre las implicaciones de esos asentamientos en los derechos del pueblo palestino.

Al presentar su informe hoy al Consejo de Derechos Humanos de la ONU, la Misión presidida por Christine Chanet indicó que la autodeterminación no es la única garantía socavada por la colonización y afirmó que la vida diaria de miles de personas es extremadamente difícil.

El equipo de expertos señaló que la población palestina vive con miedo de la violencia que algunos colonos practican impunemente y de que les demuelan sus casas.

Agregó que la construcción de asentamientos impide el establecimiento de un Estado palestino contiguo y viable.

Chanet recordó que el Estatuto de Roma estipula la jurisdicción de la Corte Penal Internacional (CPI) sobre deportación o transferencia de población de las potencias ocupantes a los territorios ocupados.

“La naturaleza de esa violación lleva a la Misión a la conclusión de que podría constituir uno de los crímenes contemplados por el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional”, apuntó Chanet.

La Misión llamó a Israel a poner fin inmediatamente a este proceso de colonización y a empezar el desmantelamiento de los asentamientos, así como a las detenciones arbitrarias de palestinos y a la impunidad vinculada con los atropellos derivados de los asentamientos.

El equipo investigador fue creado en julio pasado por el Consejo de Derechos Humanos.

Noticias relacionadas