Sudán del Sur: Aumentan casos de hepatitis E en campamento de refugiados, advierte ACNUR

Refugiados en Sudán del Sur

Share

15 de febrero, 2013 — Los casos de hepatitis E registrados en los campamentos de refugiados en Sudán del Sur, cerca de la frontera con Sudán han aumentado y el número de infectados sobrepasa las 6.000 personas, además de que 111 han muerto de julio a la fecha.

Así lo reveló hoy la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR), citando las cifras del gobierno sursudanés y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En conferencia de prensa en Ginebra, el portavoz de ACNUR, Adrian Edwards, señaló que la hepatitis E es endémica en la región.

“Casi todos los refugiados de los campamentos donde la enfermedad está más extendida provienen del estado del Nilo Azul, una zona rural relativamente aislada del otro lado de la frontera, en Sudán, donde hay pocas instalaciones de letrinas y agua limpia”, explicó.

Edwards agregó que la llegada de más refugiados ha propiciado la diseminación de esa infección.

Aunque en la actualidad no existe un tratamiento o vacuna para la hepatitis E, el riesgo de contraerla se reduce de forma importante lavándose las manos con jabón, bebiendo agua potable, usando letrinas y evitando la ingesta de frutas y verduras crudas.

La hepatitis E es un virus que daña el hígado y se transmite consumiendo alimentos o agua contaminados.

Noticias relacionadas