ONU urge a Iraq a evitar la violencia durante la reubicación de refugiados

Campamento de Ashraf

Share

31 de julio, 2012 — El representante especial de la ONU para Iraq urgió al gobierno de ese país a resolver sin violencia la situación de más de 1.000 refugiados iraníes que aún se encuentran en el antiguo campamento de Ashraf, llamado actualmente “Nuevo Iraq”.

Martin Kobler se reunió este martes con miembros del gobierno iraquí, informó el portavoz de Naciones Unidas en Nueva York, Eduardo del Buey.

“En el encuentro, Kobler le pidió al Gobierno de Iraq evitar la violencia bajo cualquier tipo de circunstancias y ser generoso respecto a las necesidades humanitarias de las personas que se encuentran en el campamento. Naciones Unidas apoya solamente una solución pacífica y humanitaria en los asuntos del campamento “Nuevo Iraq””, dijo el portavoz.

Kobler también instó a los refugiados a comenzar con los preparativos para trasladarse sin demora al campamento “Hurriya” y subrayó que las personas especialmente vulnerables, como mujeres y niños, deben estar incluidos en el próximo grupo.

Por su parte, la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) solicitó el apoyo de la comunidad internacional para financiar las operaciones de traslado, alojamiento y asistencia de las personas que lo necesitan.

El centro de Hurriya, localizado cerca de Bagdad, es un lugar de tránsito hacia terceros países.

El campamento de Ashraf alojaba a unos 3.000 iraníes opositores al gobierno, que huyeron de su país durante la década de 1980.

Noticias relacionadas