Asamblea General clausura su 65a sesión

Share

12 de septiembre, 2011 — La Asamblea General de la ONU clausuró hoy su 65º periodo de sesiones con un llamamiento del presidente saliente, Joseph Deiss, a reforzar el papel de las Naciones Unidas en la protección de los civiles y los derechos humanos.


En su último discurso ante el máximo órgano de debate de la Organización, Deiss consideró que durante el último año se hicieron avances importantes, pero reconoció que se podría haber hecho más.

“Hago votos para que todos nosotros, como Estados miembros de la ONU podamos, gracias a la Asamblea General, continuar unidos trabajando por la humanidad”, dijo.

Antes de entregar el mazo al diplomático de Qatar, Nasir Abdulaziz Al Naser, quien le sucederá al frente de la Asamblea, Deiss instó a los integrantes de ese órgano a seguir siendo un refugio para las personas amenazadas en cualquier parte del mundo para que sepan que su causa no se olvida y ayudarlas a defender sus aspiraciones.

En este sentido, recordó la inestabilidad que se vive en Medio Oriente y los conflictos en muchas otras regiones del mundo, y afirmó que la ONU no puede ser indiferente ante esas situaciones.

Agregó que la ONU ha llegado tarde en algunas ocasiones, pero destacó que, en general, Naciones Unidas se ha erigido como una fuerza moral de protección a los civiles, de sus derechos y de construcción de la paz, y pugnó por que se mantenga este papel.

Noticias relacionadas