ONU continúa asistencia en Pakistán un año después de inundaciones

Familia paquistaní damnificada

Share

28 de julio, 2011 — Al cumplirse un año de las devastadoras inundaciones que afectaron a Pakistán, la ONU se comprometió hoy a continuar asistiendo a la población de ese país en la reconstrucción de sus medios de vida.


El desastre natural, catalogado como el mayor en la historia paquistaní, dejó 20 millones de damnificados y sumergió casi una quinta parte del territorio, además de causar 2.000 muertes y destruir 1,6 millones de viviendas en las provincias de Baluchistán, Khyber Pakhtunkhwa, Punjab y Sindh.

En cuestión de días, la vida de millones de personas cambió y los sobrevivientes debieron afrontar desafíos como la falta de un techo o la pérdida de sus cosechas y medios de subsistencia.

Los organismos de la ONU y las agencias asociadas distribuyeron inicialmente ayuda de emergencia y luego transformaron este socorro en estrategias para apoyar a las familias en la recuperación y reconstrucción de sus vidas y su entorno.

El enviado especial de la ONU para la Asistencia en Pakistán, Rauf Engin Soysal, destacó la resistencia, fortaleza y valentía del pueblo paquistaní, y reconoció el trabajo arduo y el compromiso firme de las autoridades del país en la respuesta al siniestro.

En conferencia de prensa en Islamabad, Soysal señaló que si bien las operaciones de socorro han recibido un respaldo generoso, éste ha disminuido considerablemente al pasar el tiempo.

Agregó que hace falta mantener el ímpetu para seguir cumpliendo las promesas hechas hace un año a los paquistaníes.

Noticias relacionadas