Producción de biocombustibles a gran escala podría aumentar marginación de mujeres, afirma FAO

Share

21 de abril, 2008 — Los rápidos incrementos en la producción a gran escala de biocombustibles líquidos en los países en desarrollo podría agudizar la marginación de las mujeres en las áreas rurales y amenazar sus medios de subsistencia, según un nuevo estudio de la FAO.

El documento señala que las plantaciones a gran escala para la producción de biocombustibles líquidos como el bioetanol y el biodiesel requieren un uso intensivo de recursos e insumos para el que los pequeños campesinos, en particular las mujeres, cuentan tradicionalmente con un acceso limitado. Estos recursos incluyen la tierra, el agua, los fertilizantes químicos y los pesticidas.

“A menos que los países en desarrollo adopten políticas para fortalecer la participación de los pequeños campesinos, en especial las mujeres, en la producción de biocombustibles incrementando su acceso a la tierra, capital y tecnología, las desigualdades de género pueden hacerse más marcadas”, señaló Yianna Lambrou, coautor del informe.

Agregó que esta situación haría más vulnerables a mujeres y niños al hambre y la pobreza.

“La producción de biocombustibles ciertamente ofrece oportunidades para los campesinos, pero sólo alcanzarán el nivel de las granjas, en especial para las mujeres, si se ponen en práctica políticas a favor de los pobres que al mismo tiempo promuevan a la mujer”, recalcó.

Advirtió que la conversión de tierras en plantaciones para la producción de biocombustibles “puede provocar el desplazamiento parcial o total de las actividades agrícolas de las mujeres a tierras aún más marginales”, con consecuencias negativas en la capacidad de las mujeres de obtener alimentos.

Noticias relacionadas