Crudo invierno en China muestra un nuevo tipo de desastres, advierte la ONU

Share

06 de febrero, 2008 — La crudeza sin precedentes del invierno que sufre China es una muestra del “nuevo tipo de desastres” a los que está expuesto el mundo, afirmó hoy Sálvano Briceño, director de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres (ISDR).

Los fenómenos extremos como el invierno chino se hacen cada vez más comunes, por eso, debe ser prioridad de todos los gobiernos reducir la vulnerabilidad a estos sucesos inesperados, subrayó el titular de la Estrategia de la ONU.

La temporada invernal es la peor que ha afrontado China en los últimos 50 años y ha afectado a 19 de sus provincias con tres semanas consecutivas de tormentas de nieve.

Hunan y Guizhou, en el sur del país fueron las regiones más afectadas porque, al ser subtropicales, no contaban con planes para responder al fenómeno.

Según datos oficiales, más de 100 millones de personas han sido afectadas y 1,7 millones han debido ser evacuadas, generando costos de 7.500 millones de dólares.

La ONU tomó este ejemplo para enfatizar la importancia creciente de crear infraestructuras capaces de resistir estos fenómenos meteorológicos relacionados con el cambio climático.

“Cuando se compara la pérdida potencial de miles de millones de dólares con los gastos relativamente bajos de prevención, la opción es clara”, señaló la ISDR.

Noticias relacionadas