Se pide al gobierno dominicano que combata el racismo

Share

30 de octubre, 2007 — Los relatores de la ONU en cuestiones de racismo y minorías afirmaron que existe en la sociedad dominicana una actitud racista profundamente arraigada contra los haitianos, sus descendientes y la población negra.

Pero los expertos, Doudou Diène y Gay McDougal, aclararon en sus observaciones preliminares después de su visita al país, que no hay una política estatal oficial de discriminación.

Consideraron urgente que el Estado reconozca la existencia del racismo y la discriminación y elabore un programa de acción para combatirlos, con la participación de todos los grupos que componen la sociedad dominicana.

Afirmaron que lo que más preocupa a los inmigrantes haitianos y a sus descendientes son los efectos de una ley adoptada en 2004 que dificulta la entrega de documentos necesarios para ejercer una amplia gama de derechos. Entre estos documentos figuran registros de nacimiento y cédulas de identidad.

Diène sostuvo que “es necesaria una estrategia cultural y ética para desarraigar las profundas raíces de la discriminación”. Agregó que la educación es un componente clave y los medios de comunicación también tienen una importante responsabilidad.

Los relatores presentarán sus conclusiones y recomendaciones en la próxima sesión del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas.

Noticias relacionadas