PARAGUAY
 

Intervención del Representante Permanente de la República del Paraguay ante las Naciones Unidas

S.E. Embajador Jorge Lara-Castro

XXV PERIODO EXTRAORDINARIO DE SESIONES DE LA ASAMBLEA GENERAL PARA REALIZAR UN EXAMEN Y UNA EVALUACION GENERALES DE LA APLICACION DE LOS RESULTADOS DE LA CONFERENCIA INTERNACIONAL SOBRE ASENTAMIENTOS HUMANOS (HABITAT II)

Naciones Unidas - 8 de junio de 2001


 
 

 Señor Presidente:

La delegación de la República del Paraguay se siente profundamente honrada de participar en tan importante foro, dedicado al examen de la aplicación de la agenda de HABITAT, adoptada en la Conferencia Internacional sobre los Asentamientos Humanos (HABITAT II), celebrada en Estambul en 1996. Tenga la seguridad de contar con nuestro empeño y voluntad para trabajar hacia los objetivos concretos que tanto anhelamos y a los que nos hemos comprometido.

Durante la cumbre realizada en Estambul, quedó claro que el proceso de urbanización, particularmente en el mundo en vías de desarrollo, representa un gran desafío para la mayoría de los países en el planeta. El Paraguay, afectado por este fenómeno, ha encarado este reto mediante la rápida formulación de nuevas estrategias nacionales, siempre teniendo en cuenta los valores consagrados en nuestra constitución, y guiándose en los principios contenidos en la agenda de HABITAT.

Según los indicadores demográficos actuales, se calcula que para el año 2005, el 57% de la población del Paraguay, de más de 6 millones de personas, residirá en áreas urbanas. Asimismo, se calcula que el ritmo de urbanización se mantendrá elevado en los siguientes años, de modo que, para el 2025, dos tercios de la población residirá en áreas urbanas, probablemente con una fuerte concentración en los principales centros como la capital y otras pocas ciudades importantes.

Frente a este escenario demográfico, el modelo económico prevaleciente no ha podido dar solución a las crecientes demandas sociales, provocando por el contrario un notorio incremento de la pobreza general y extrema, tanto rural como urbana. En la actualidad, casi 1,8 millones de habitantes viven en condición de pobreza. El proceso de urbanización también ha creado una gran presión sobre los recursos naturales del pats y sobre su medio ambiente, con un claro incremento en los efectos nocivos sobre ellos.

Como medida esencial para hacer frente a los retos de la urbanización, se ha dispuesto una nueva evaluación del papel del Estado en proveer las necesidades básicas, incluyendo una iniciativa de descentralización gubemamental que facilite la administración local y la distribución de importantes recursos.

En la actualidad, la capital de Asunción concentra los servicios de salud y educación, las comunicaciones, el transporte, la infraestructura y la industria. En esta condición, un gran porcentaje de la población carece de servicios y oportunidades para su desarrollo y bienestar. La descentralización y la reforma son instrumentos esenciales hacia una mejor distribución y administración.

Otro importante objetivo es la inclusión y la integración en la agenda habitacional del país de los grupos con mas riesgo de ser marginados. Los principales factores asociados a la falta de integración social en el Paraguay son el contexto urbano-rural, la condición lingüística, la edad, el genero y la condición étnica.

También es importante mencionar que toda iniciativa habitacional se realiza con pleno respeto al medio ambiente, integrando los principios consagrados en la agenda 21.

 Sin dude, la pobreza, que se ha expandido y profundizado aceleradamente en los últimos años, es el principal obstáculo a la implementación exitosa de las estrategias nacionales de vivienda como en todos las initiatives económicas y sociales. Una principal cause ha sido la expansión de las relaciones de mercado sobre una estructura de distribución desigual de los recursos (tierra, créditos), de los ingresos (salario, precios agrícolas) y de las oportunidades (educación, salud, vivienda, empleo). Otra cause de la pobreza es la expansión de las actividades especulativas, principalmente las financieras y fiduciaries. Los factores externos también hen incidido pare ahondar la situación de pobreza.

El Gobierno del Paraguay ha realizado varios esfuerzos pare superar la pobreza. pare ello se ha iniciado un proceso de reforma estructural del país que ha empezado con la Constitución National y ha incluido la aprobación de una serie de normas legates.

Se debe resaltar asimismo, la puesta en vigor de leyes referidas a la reforma tributaria, legislación laboral, así como el nuevo código penal y de procedimientos penales, sin olvidar la ley de privatización de empresas del Estado y la ley de mercado de capitales. También cabe destacar la creación de numerosas instituciones abocadas a la labor social y del desarrollo, como la Secretaría de Acción Social, Secretaría de la Mujer, el Vice Ministerio de la Juventud, y muy particularmente la Secretaría de la Reforma del Estado, y la Secretaría del Medio Ambiente

También debe mencionarse la importante initiative pare fomenter la creación de asociaciones público-privadas, destinadas a favorecer las oportunidades de empleo productivo, y asimismo, la destacada labor realizada por el Banco National de Ahorro y Préstamo pare la Vivienda y el Consejo National de la Vivienda, en la formulación y ejecución de las estrategias nacionales en materia de reordenamiento habitacional.

La cooperación international es un factor esencial pare la exitosa implementación de la agenda national y el logro de los objetivos primordiales, establecidos en el programs de gobierno a través del plan estratégico económico y social. La cooperación international debe dar prioridad a la descentralización administrative y económica, la reforms del Estado, la incorporación de los sectores marginales, el proceso productivo y la calificación de los recursos humanos. Las prioridades pare la instrumentación de la cooperación international en materia de asentamientos humanos son los proyectos de ley, el ordenamiento territorial, el desarrollo urbano, el apoyo a ciudades intermedias, la protección del medio ambiente, el saneamiento ambiental, el mejoramiento de las vías de circulación y transporte, la educación, la salud y la vivienda.

Finalmente, el Paraguay se reafirma en los compromisos asumidos en la agenda HABITAT, pero también insta a la comunidad international y al Centro de las Naciones Unidas pare los Asentamientos Humanos de continuar la búsqueda de nuevas estrategias y recursos pare hater frente a los retos del futuro.

Muchas gracias.