ONU Bienvenidos a las Naciones Unidas. Son su mundo.

Día Mundial de los Refugiados
20 de junio

Mensaje del Secretario General con ocasión del Día Mundial de los Refugiados

20 de junio de 2013

El número de personas que se ven obligadas a desplazarse en el mundo sigue aumentando. Actualmente hay más de 45 millones de refugiados y desplazados internos —la cifra más alta en casi 20 años. Solo el año pasado, cada cuatro segundos alguien se vio obligado a abandonar su hogar.

La guerra sigue siendo la causa principal y la crisis en Siria es un caso clamoroso de grandes desplazamientos. Más de la mitad de todos los refugiados que figuran en el nuevo informe de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados proceden de tan solo cinco países afectados por la guerra: el Afganistán, Somalia, el Iraq, Siria y el Sudán. También se han producido nuevos grandes desplazamientos en Malí y la República Democrática del Congo.

Las cifras solo dejan entrever lo que es en realidad una inmensa tragedia humana. Cada día, los conflictos desgarran la vida de miles de familias, que se ven obligadas a dejar atrás a sus seres queridos o quedan separadas en el caos de la guerra. Los niños son quienes más sufren. Casi la mitad de todos los refugiados son menores de 18 años y cada vez más menores emprenden la huida por su cuenta.

El desplazamiento forzoso también tiene importantes consecuencias económicas, sociales y, en ocasiones, políticas en las comunidades de acogida. El desequilibro en el reparto de la carga que supone dar acogida a los refugiados es cada vez mayor y más profundo, y son los países pobres los que acogen a la gran mayoría de las personas desarraigadas del mundo. Los países en desarrollo acogen al 81% de los refugiados del mundo, cuando hace un decenio ese porcentaje era del 70%.

Para encontrar soluciones duraderas para los desplazados es precisa una mayor solidaridad y un mayor reparto de la carga entre la comunidad internacional. En este Día Mundial de los Refugiados, hago un llamamiento a la comunidad internacional para que intensifique los esfuerzos para prevenir y resolver los conflictos y contribuya a lograr la paz y la seguridad, de manera que las familias puedan volver a estar unidas y los refugiados puedan regresar a sus hogares.


Ban Ki-moon

Mensajes anteriores

Sección de Servicios de Internet, Departamento de Información Pública de las Naciones Unidas