ONU Bienvenidos a las Naciones Unidas. Son su mundo.

Semana Mundial de la Armonía Interconfesional
Del 3 al 9 de febrero de 2014

Semana Mundial de la Armonía Interconfesional

Arzobispo Chullikat (Santa Sede)

Mi delegación aprovecha esta oportunidad para agradecer a la delegación de Jordania la presentación de la resolución 65/5 sobre la promoción de la buena voluntad de las religiones para la consecución de una cultura de la paz. Durante varios años, las Naciones Unidas han examinado este tema del programa. Hace más de 10 años los Estados Miembros aprobaron la Declaración y Programa de Acción sobre una Cultura de Paz (resolución 53/243) y, no mucho después, aprobaron la primera resolución sobre la promoción de la comprensión, la armonía y la cooperación entre las religiones y las culturas.

La creación de una cultura de paz entre los pueblos del mundo no es una tarea que se pueda tomar con ligereza. Todos los días, todos tenemos la responsabilidad de promover la paz, la tolerancia y el respeto mutuo entre todas las personas de diferentes tradiciones religiosas. Reservar una semana del próximo año con el fin de despertar la conciencia sobre nuestro compromiso mutuo a ese respecto pone ciertamente de relieve la importancia de esta responsabilidad y puede dotarnos de la posibilidad de convertir el amor a Dios en amor al prójimo de manera concreta, lo cual implica no solo a las personas de nuestra propia tradición religiosa, sino también a todos, ya que todos tienen dignidad y valor.

Mi delegación encomia la manera en que la misión de Jordania llevó a cabo consultas en relación con la presente resolución. Se tuvieron en cuenta algunas de las propuestas de mi delegación. Sin embargo, al mismo tiempo, mi delegación abrigaba la esperanza de que la resolución se hubiese centrado más en la importancia del diálogo entre las religiones en los niveles institucional y de autoridad.

A ese respecto, por ejemplo, uno piensa en las diferentes respuestas formales a «Una Palabra en Común entre Nosotros y Vosotros», incluido el foro católico-musulmán, que es una iniciativa actual en la que numerosos eruditos de ambas religiones se han estado reuniendo para hacer avanzar el diálogo interreligioso. Además, en la resolución se nos expresa claramente la diferencia entre el credo a nivel personal y la religión a un nivel más institucional. En ese sentido, mi delegación habría preferido que el título de la resolución «Semana Mundial de la Armonía Interconfesional» se hubiese cambiado en «Semana Mundial del Diálogo/Entendimiento Interreligioso» o en «Semana Mundial del Diálogo Interreligioso e Interconfesional». Asimismo, mi delegación habría preferido que en el texto se utilizara la palabra «interreligioso» en lugar de «interconfesional», y que el término engañoso de «armonía» se sustituyera por «diálogo», «respeto» o «tolerancia».

El respeto a la diversidad religiosa y cultural en un mundo cada vez más globalizado contribuye a la cooperación internacional y promueve el fortalecimiento del diálogo entre las religiones y las personas. Con motivo de la aprobación del texto que tenemos a la vista, mi delegación aprovecha la oportunidad para reafirmar su compromiso permanente de promover la comprensión, el respeto, el diálogo y la colaboración mutuos entre los católicos y los seguidores de todas las demás tradiciones religiosas.